La historia y el éxito del Round Robin

By
Updated: December 31, 2017

Por Horacio Nolasco:
La apatía de los fanáticos para asistir a los estadios durante la serie regular es compensada en grande cuando se produce este evento que colma de seguidores los diferentes estadios de nuestro país (este año, sobretodo en el estadio Julían Javier aumentó considerablemente la asistencia en la serie regular, gracias a un gran trabajo de mercadeo, e igualmente en otros estadios con la nueva sangre de Vitelio Mejía).

El inicio del round robin se remonta a un lejano 1986-1987, bajo el mando de Juan Francisco Puello Herrera, presidente LIDOM desde 1985 a 1991. Hasta la expansión de 1983-84, cuando ingresaron los Caimanes del Sur y los Azucareros del Este ( Toros), clasificaban tres equipos en la Serie Regular. El primero descansaba o se sentaba, pendiente de quien avanzaba en una semifinal 5-3.

La expansión produjo dos semifinales (primero contra cuarto y segundo enfrentando al tercer lugar, en dos series al mejor de cinco juegos). La serie semifinal se efectuó con ese formato en las primeras tres temporadas de la era de la expansión.

El todos contra todos comenzó con nueve partidos por equipos en la estación 1986-1987 (ocho encuentros en 1988-89). Los Caimanes, habían avanzado en sus tres primeros años, no pudieron clasificar a la semifinal en sus últimas tres temporadas de acción en LIDOM. Las Águilas y Licey fueron los únicos dos equipos que estuvieron en los tres primeros años. Solo las Águilas (1986-87) lograron el campeonato.

La salida de los Caimanes del Sur en la temporada 1989-90, agregándose la pobre asistencia en los primeros años de la expansión, provocó que la liga se quedara con cinco equipos los siguientes siete años hasta la llegada de los Gigantes del Cibao en la temporada 1996-97. La semifinal de 1989-90 se efectuó por vez primera con 18 juegos por equipo. En 1998-99 el huracán George produjo daños en el Tetelo Vargas y Francisco Micheli, Estrellas y Toros no accionaron y la semifinal se efectuó a un 5-3, similar al período previo a la expansión.

Muchos criticaron y vieron como excesivo un calendario de 18 juegos en el round robin, sin embargo fue una manera de compensar el pobre interés de los fanáticos por el béisbol durante la serie regular. Hay algunos que entienden que la apatía a asistir en masas a todos los juegos de la regular se remonta a cinco o seis años, no obstante el asunto es más antiguo de lo que uno se imagina.

Este acontecimiento iniciaba el 2 de enero de cada año. Los jugadores dominicanos con nivel de Grandes Ligas, quienes apenas accionaban en la regular o eran inscritos en un partido para estar hábiles y poder ser incluidos en el roster de los playoffs, se lucían a partir de enero.

El despegue y consolidación del round robin se produjo principalmente en la década de los 90, cuando Águilas y Licey dominaron dicho evento, logrando todos los títulos nacionales en un periodo comprendido entre las postemporadas de 1996 y 2009.

El round robin o todos contra todos ha tenido su historia, evolución y éxito. Este año, con todo y el fuego en el séptimo cielo del estadio Quisqueya Juan Marichal, hemos disfrutado de una primera semana llena de emociones, esperando un enero que estará repleto de partidos y expectativas desde el día 2 hasta el 18 de enero.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *