Conectate

Otros

Tiger dice estar bien tras su última cirugía de espalda

El ex número uno del mundo, Tiger Woods, reveló el miércoles que se siente mejor de lo que ha estado durante años luego de su cirugía de espalda, y que sigue comprometido con regresar al golf profesional.

El 14 veces ganador de torneos de Gran Slam hizo las declaraciones en su blog, donde habló por primera vez sobre su cirugía de fusión del 20 de abril, su cuarta operación en la espalda desde 2010, y que interrumpió su campaña 2017 en la PGA.

“Ha pasado poco más de un mes desde que me sometieron a cirugía de fusión a mi espalda y es difícil expresar lo mucho mejor que siento”, dijo Woods.

“Fue un alivio inmediato del nervio. No me he sentido tan bien en años”, reveló.

Woods ganó por última vez un torneo major en el Abierto de Estados Unidos de 2008, pese a una lesión en una pierna y se ausentó de los cuatro torneos grandes en 2016 y del Masters de Augusta del mes pasado.

“Hice todo lo posible para jugar en Augusta y estaba listo para ir”, dijo Woods.

El ex número uno del mundo, de 41 años, cuya épica carrera ha servido para popularizar el golf a su máxima expresión durante gran parte de los últimos 20 años, ha ganado 79 títulos en el PGA Tour y está a tres de alcanzar el récord de más victorias, conseguido por su compatriota Sam Snead.

También está a cuatro títulos de igualar los 18 Grand Slams ganados por Jack Nicklaus.

“En cuanto al regreso al golf competitivo, el pronóstico a largo plazo es positivo”, dijo Woods. “Mi cirujano y fisioterapeuta dicen que la operación fue exitosa”.

Reveló que ya empezó a caminar y hacer ejercicios ligeros y otras actividades cotidianas.

– Fusión y futuro –

Luego de regresar de un retiro de 15 meses tras su tercera cirugía de espalda en su evento de caridad Hero World Challenge en las Bahamas, se perdió el corte en Torrey Pines de la PGA en enero pasado y se retiró de un evento del European Tour en Dubai en febrero.

“En abril necesitaba la última operación para aliviar el dolor de espalda y de piernas. Ya no podía vivir con el dolor que tuve”, dijo Woods.

“Intentamos todas las posibles rutas no quirúrgicas y nada funcionó, tuve días buenos y días malos, pero el dolor por lo general estaba allí, y no podía hacer mucho”, indicó.

Regresar a un movimiento de swing es algo que Woods no hará hasta agosto como muy pronto.

“Ahora mismo, mi único enfoque es la rehabilitación y hacer lo que los médicos me dicen. Me estoy concentrando en objetivos a corto plazo. Hay un largo camino por recorrer, pero como he dicho, las palabras no pueden expresar lo bien que se siente estar libre de dolor”, subrayó Woods.

Haga clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más en Otros